24.08.2018

Motor Turbo exige mayores revisiones y atenciones en el encendido.

Tendencia del sector automotriz, los motores turbos mejoran el desempeño del vehículo y son aliados de la eficiencia energética y de la reducción de gases contaminantes. Esos beneficios, no en tanto, acarrean también una exigencia: más atención en las revisiones preventivas. De acuerdo con NGK, empresa especialista en sistemas de encendido, los cuidados con los componentes del conjunto son esenciales para el buen funcionamiento del motor.

Según Hiromori Mori, consultor de Asistencia Técnica de NGK, el funcionamiento de los motores turbos se da por la acción de dos turbinas que actúan en conjunto en un proceso que mejora el rendimiento del motor. “Por esto, esa ganancia de performance genera también presiones más altas en la cámara de combustión, pasando a exigir más de parte de las bujías de encendido”, explica.
Por este motivo, las montadoras vienen utilizando, en nuevos proyectos de vehículos turbinados las bujías especiales, con la punta del electrodo de platino o iridio. “esta tecnología es importante, pues con el aumento de tensión para producir una chispa, hay también un mayor desgaste de las bujías”, comenta Hiromori.

Realizadas en material noble, las bujías especiales poseen el diámetro de la punta del electrodo más fino que el de los componentes tradicionales. Juntos, esos dos factores hacen que la pieza tenga más energía para iniciar la combustión, mejorando la ignibilidad. “la tecnología de las bujías especiales también pueden ser aplicadas en los motores convencionales, con las bujías G-Power e Iridium IX, que proporcionan una ganancia significativa en la performance”, asegura el consultor de NGK.

Dado esto, por exigir mas del sistema de encendido, este conjunto de componentes merece mas atención em motores turbos que em motores convencionales. Para evitar fallas, NGK orienta que el usuario respete y esté atento a las recomendaciones de cambio e inspección de las bujías determinada por la montadora.

La falta de mantenimiento de las bujías puede causar el llamado flash over, que ocurre cuando la tensión de ignición entre los electrodos es muy alta, produciendo una mayor facilidad el pasaje de corriente eléctrica en la zona externa de la bujía. “En estos casos, además del cambio de bujías, es necesario la sustitución de todo el sistema de encendido que puede ser compuesto por bujía y bobina, o bujía, cable y bobina, para que una pieza no comprometa el funcionamiento de otra”, orienta el especialista.

Download

< Volver